Teléfono Pescados Mañero

Cómo descongelar el pescado

¿Por qué es necesario descongelar el pescado de forma adecuada?

Cómo descongelar pescado

La congelación es una de las formas más comunes y seguras para conservar el pescado y mantener todas sus propiedades intactas, especialmente su sabor.

Sin embargo, a la hora de descongelar el pescado es necesario seguir un proceso adecuado ya que si lo hacemos mal podríamos  dejar alguna parte sin descongelar, como el interior, y por tanto el proceso de cocción no sería efectivo a la hora de cocinar el pescado y lograr el mejor sabor y las mejores propiedades.

¿Cómo debemos descongelar el pescado?

A la hora de descongelar cualquier tipo de pescado podemos optar por tres formas distintas de descongelación que seguirán manteniendo las propiedades del pescado: descongelarlo con agua fría, en la nevera o bien con el microondas.

Es importante que no lo hagamos a temperatura ambiente o con agua caliente, ya que esto podría estropear el pescado.

Descongelar pescado en agua fría

Este método de descongelación del pescado puede ser más trabajoso que otros ya que debemos estar pendientes y cambiar el agua con cierta frecuencia para mantener un ritmo constante de descongelación. Además, es necesario sellar herméticamente el pescado para evitar que entre agua y lo estropee.
Dependiendo del tamaño, puede tardar entre unos o dos horas, por lo que es una buena opción si se nos ha olvidado descongelar el pescado el día anterior y necesitamos preparar la comida.

Descongelar el pescado en la nevera

Descongelar el pescado en la nevera es el método más efectivo y seguro de comer pescados congelados y cualquier alimento en general ya que el cambio de temperatura se hace de forma más progresiva.

El único inconveniente que supone es el tiempo, ya que puede llegar a tardar hasta 24 horas si el pescado es grande, sin embargo es el método recomendado por todos los expertos, ya que mantiene las propiedades intactas.

Descongelar pescado en el microondas

Aunque es la forma más rápida para descongelar alimentos, también es la menos recomendad por ser un proceso demasiado rápido. Esto puede provocar bien que se el pescado comience a cocinarse por el exterior o bien que el interior quede demasiado congelado, especialmente si las piezas son grandes.

Una alternativa para lograr una solución intermedia es aprovechar el modo descongelar del microondas. De esa manera se consigue un proceso de descongelación más uniforme y seguro.