Teléfono Pescados Mañero

Cómo elegir el mejor pescado

Elegir el mejor pescado

Al igual que otro tipo de alimentos como carnes, frutas o verduras, el pescado tiene sus trucos y existen grandes diferencias entre unas piezas y otras. Por ello, elegir un buen pescado es fundamental para que nuestros platos sean sabrosos y podamos disfrutar de un pescado o marisco de calidad.

Como sucede con otros alimentos, entran en juego muchos factores y para ello debemos tener despiertos nuestros sentidos. Olfato, vista, tacto… nos indicarán qué pescado o que mariscos elegir para que nos llevemos a casa la mejor pieza.

Trucos para elegir un buen pescado

Aquí están algunos trucos para elegir un buen pescado:

  • En primer lugar debemos tener en cuenta el olor. Es el rasgo más característico y definitorio de que un pescado es fresco. Debe oler a mar, suave. Si el pescado tiene un olor intenso es que empieza a estar un poco pasado.
  • Otro rasgo importante son los ojos. Aunque casi nunca nos fijamos, los ojos brillantes y salientes indican que el pescado es fresco, mientras que si estos están hundidos y borrosos o incluso manchados de rojo, el pescado no está en muy buenas condiciones y será mejor escoger otra pieza.
  • Siguiendo con el examen del pescado, debemos fijarnos en las branquias, que deben estar rojizas si el pescado es fresco. Si no es así, es probable que el pescado esté un poco pasado.
  • Por último, para el examen final debemos tocarlo y comprobar que la carne es rígida y tersa, que no se hunde y que las escamas están completamente juntas y brillantes. Esto nos indicará que el pescado es fresco y que está en perfectas condiciones.

Una vez que hayamos elegido el pescado debemos conservarlo adecuadamente; bien en el frigorífico (si vamos a consumirlo ese mismo día o al siguiente) o congelar el pescado de forma apropiada para consumirlo más adelante.